Cereales sin gluten para celíacos

Cereales sin gluten para celíacos

Arroz

El arroz es un alimento básico para los celíacos. Este cereal, de origen asiático, es el segundo más producido en el mundo. Es muy rico en potasio, magnesio y fósforo, además de contener mucha vitamina B. El arroz es una cereal que estimula la actividad de los neurotransmisores y ayuda a evitar enfermedades como el Alzheimer. Además, tiene cuenta con importantes propiedades que favorecen el sistema digestiv

Arroz


Maíz

Maíz

El maíz es uno de los cereales sin gluten más famosos y con más producción en todo el mundo. Es un cereal muy rico en nutrientes y vitaminas (A, B y E) que favorecen el metabolismo del cuerpo y el fortalecimiento de los huesos. Es un alimento con una excelente función antioxidante gracias a los carotenos y la vitamina A. Los antioxidantes ayudan al rejuvenecimiento de las células y mantener tu salud en buen estado.

Algunos celíacos pueden tener reacción al maíz ya que la proteína de maíz (zeína) puede actuar como la del trigo. El maíz tiene una importante gama de derivados: almidón de maíz, fécula de maíz o harina de maíz sin gluten. La fécula y el almidón pueden servir de base para salsas, mientras que la harina se suele utilizar en la repostería. Además se pueden hacer papillas con harina o sémola, las cuales tienen una textura suave y un sabor muy dulce.


Quínoa

La quínoa es un cereal que proviene de América del Sur. Es uno de los alimentos básicos de la población indígena que la utilizan en prácticamente todas sus variantes: como guarnición, como ensalada o como elemento principal de una sopa. Es un cereal que combina propiedades del grano y de las legumbres, por lo que es un alimento muy rico en fibra y en proteínas vegetales, siendo uno de los preferidos por los vegetarianos y veganos. La quínoa contiene bajas cantidades de grasa y es rica en Omega 3 y 6, lo que la hace muy recomendable para regular el colesterol. Además, contiene altas cantidades de hierro, magnesio, fósforo, potasio, zinc y vitaminas B y E. La quínoa puede utilizarse como sustituto del arroz, por lo que es adaptable a cualquier plato que incluya este acompañante. Es un alimento muy versátil ya que tiene la posibilidad de prepararse frío o caliente, tanto para el desayuno, como entrante para cualquier comida del día o también puede formar parte de un salteado con verduras o un segundo plato.

Quínoa


Teff

Teff

El Teff es un cereal de origen etíope y uno de los cereales sin gluten de moda por sus increíbles propiedades y su gran versatilidad a la hora de cocinar. Contiene un alto contenido en calcio y es una fuente importante de Vitamina C y proteínas. Además, es rico en fibra y un excelente regulador del apetito. Estas múltiples propiedades se traducen a grandes beneficios para la salud como la mejora cardiovascular, la mejora de las afecciones de la piel o el enriquecimiento de los huesos. La harina de teff permite preparar platos sin gluten de mucho sabor y calidad. En Etiopía se utiliza para preparar una especie de crepe que sirve para acompañar la comida (lo que vendría a ser nuestro pan). También se puede utilizar para preparar deliciosas galletas o pasteles.


Mijo

Mijo

El mijo es un cereal de origen africano y asiático de gran contenido proteico que aporta una gran fuente de energía. En ambos continentes es una de las bases de la alimentación, aunque en occidente sigue siendo un gran desconocido. La utilización más común del mijo es en forma de ensaladas y revoltillos aunque también se utiliza en sopas, guisos o como desayuno. El mijo es un cereal muy rico en fibra, ideal para asentar el estómago en casos de estreñimiento.

Este cereal carente de gluten es una fuente de magnesio, fósforo, hierro y minerales que ayudan a fortalecer los huesos y los músculos. Además, favorece la renovación de las células sanguíneas, evitando la fatiga crónica y la anemia. En cuanto a vitaminas, el mijo nos puede aportar vitamina B y E. El mijo es una fuente muy potente de energía para el sistema inmunológico y ayuda a mantener un aspecto joven y energético. El mijo es un cereal perfecto para los desayunos por su aportación energética. También se puede preparar en forma de ensaladas, guisos y revueltos de verduras. Una vez cocido (tarda unos 35 minutos aproximadamente), el mijo puede utilizarse en la preparación de pasteles de verduras.

Amaranto

El amaranto, al igual que la quínoa, es un alimento sin gluten de origen precolombino y sudamericano. El cereal sagrado, como lo conocían los pueblos originarios de Sudamérica, es una fuente importantísima de proteína natural y fibra, por lo que permite saciar el apetito con poca cantidad. Además contiene una amplia gama de minerales: calcio, hierro, magnesio y fósforo.

Por si todo esto fuera poco, la presencia de vitamina A y B lo convierten en un alimento muy completo para el organismo, potenciando su funcionamiento y su desarrollo. Para consumir las semillas de amaranto, primero se deben tostar un poco a la sartén, más o menos como las castañas. Una vez hecho este proceso, las semillas se pueden agregar a diferentes platos, desde una deliciosa pasta sin gluten hasta a un bizcocho.

Amaranto


Sorgo

El sorgo es un cereal de origen Africano cultivado principalmente en Europa, América y Asia. Es un cultivo muy resistente al calor y a las sequías y no requiere apenas agua (no como el trigo), por lo que es uno de los más producidos en el planeta y su cultivo se está expandiendo alrededor del mundo.

Sus granos son de diferentes colores: amarillos, blancos, rojos y marrones, siendo estos últimos los más comunes El sorgo es un cereal libre de gluten que aporta muchos antioxidantes (más que algunas frutas), lo que es bueno para la prevención del cáncer y la diabetes. Es rico en hierro y zinc y contiene vitaminas A, E y B que se aplican a la mejora y manutención del tejido corporal y muscular. Además, su alto contenido en fibra ayuda a mantener la flora intestinal. La harina de sorgo permite crear una multitud de bases para platos sin gluten: pan, tortitas, masa de pizza, pasta, pasteles y un largo etcétera. Como la mayoría de cereales sin gluten, el sorgo es perfecto para ensaladas y guisos de verduras.

Sorgo


Trigo sarraceno

El trigo sarraceno es un pseudocereal originario de Asia Central. Aunque popularmente está considerado como un cereal, en realidad es una semilla de la familia de los Polygonaceae, un grupo de plantas propias de las zonas tropicales y templadas con más de 1.500 especies. El trigo sarraceno contiene una alta cantidad de hidratos de carbono, lo que lo hace probablemente el cereal sin gluten más energético de esta lista.

Es un alimento que potencia la circulación sanguínea por la presencia de vitamina P y Omega 3 y 6 que reducen el colesterol malo. Los aminoácidos son claves en el buen funcionamiento del organismo y el trigo sarraceno es uno de los alimentos más ricos en ello. Además es un cereal rico en fibra y minerales. El trigo sarraceno es un gran sustituto para llevar a cabo una dieta sin trigo. Para consumir el grano de trigo sarraceno se debe cocer en agua antes. Una vez cocido, se convierte en una excelente alternativa para la cocina del celíaco ya que te permite preparar platos variados con tortitas.

Trigo sarraceno

Deja una respuesta

Promociones

Promociones
Todas los productos en oferta
AGIOLAX